12 may. 2014

ENORME DEFICIT DE CALIDAD EN ARBOLADO URBANO

La producción en viveros de especies destinadas a arborización urbana debe cumplir ciertos requisitos mínimos de calidad, que permitan que el árbol urbano que se plante en veredas o áreas verdes sobreviva al daño que los transeúntes le puedan infringir, a la falta de cuidados culturales (entre ellos el riego) y crezca generando una copa abundante y un tronco robusto. Encontramos que en muy pocas comunas se produce esta realidad, las que efectivamente establecen árboles de calidad. 

La mayor parte de las comunas de nuestro país plantan pequeños arbolitos que no están aptos para ser establecidos en la ciudad. Esta situación puede deberse a falta de financiamiento, falta de conocimiento o simplemente a falta de fiscalización. Esta es la situación que se observa al costado del Liceo N°1, en calle San Martín con Compañía.

Lo que muestran las fotos es solo una muestra de lo que ocurre en la realidad. Alguién podría opinar que lo que le falta a esa ramita es un buen tutor. La verdad es que el rol del tutor no es afirmar las ramitas que se plantan sino proteger el árbol urbano del daño mecánico de transeúntes y de vehículos. El uso de un palo o tutor en Chile para afirmar las ramitas que se plantan en las calles se debe a que no se exige que se planten árboles urbanos ya formados: cinco centímetros a la altura del cuello y más de dos metros de altura.

En las fotos de más abajo se muestra una serie de ramitas recién traídas desde vivero, las que fueron establecidas en el bandejón central de calle Ricardo Cumming. Por supuesto que para asegurar que al momento de plantarlas quedaran en posición vertical, cosa que por mala calidad no logran por si solas, junto a la planta se enterró un palo al que fueron amarradas estas ramitas.



Otra situación que llama la atención es la pésima costumbrede desmochar los árboles. En este blog ese tema ha sido abordado en varias oportunidades, siempre con el fin de educar a quien realiza estas acciones para que no vuelva a repetirlas. En las siguientes fotos se muestran tres árboles que han sido desmochados. Desmochar árboles es una acción deleznable no solo por el daño que producen a los árboles sino porque no tiene justificación alguna. Además en los tres casos se observa que las heridas no fueron selladas.

Es importante destacar que aunque las heridas dejadas fueran selladas, es irreparable el daño infringido al árbol, al cortar las ramas que había desarrollado para asegurar su crecimiento. Estamos nuevamente frente a un problema complejo que se origina en la ignorancia y falta de entendimiento de como funcionan los árboles.

Es evidente que Chile necesita una Ley del Árbol Urbano que permita corregir los problemas que en este ámbito nuestro país mantiene.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Todos sus comentarios son bienvenidos. Gracias por tu aporte